¿Es bueno recibir regalo por una vacuna sospechosa e insegura?

  • Redacción y edición: Carlos

En el Huffpost del 31 de julio apareció la noticia de que “el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha pedido a los gobiernos estatales y locales, que incentiven a los ciudadanos con 100 dólares (84 euros) para que avance el plan de vacunación contra el coronavirus, según ha informado este jueves el Departamento del Tesoro a través de un comunicado”. 

En China ya hubo tal acción de diferentes incentivos para promocionar la vacuna.  Inclusive una anciana fue a recibir un bote aceite para cocinar gratuito repetidamente por la vacuna que hasta la octava  ocasión la cacharon. 

A pesar de que el gobierno central del PCCh indica que la vacunación es voluntaria, la realidad ha sido que autoridades locales obligan a la gente a vacunar, sino, no hay acceso al servicio público, prohíbe regresar a su trabajo ni puede recibir los sueldos. 

¿Así terminaría en EE.UU.?  ¿Que por los padres no vacunados, los hijos no  pueden regresar a los colegios?  ¿Que no permiten regresar a trabajar?   ¿Tampoco no les permitirían a volar de una ciudad a otra, ni tomar el tren, ni el autobús? 

Eso de ofrecer un incentivo económico es prácticamente un chantaje.  Si realmente la gente tuviera la certeza de que la vacuna ayudara efectivamente y fuera segura, aunque cobrándolos, irían a recibir la vacuna. 

La vacuna no  ha sido ni efectiva ni segura, por qué tiene que “obligar” a la gente?  ¿Cuál es la intención en el fondo?  No me digan que es por mi bien.  Si fuera por mi bien, no me daría un veneno que me causaría hasta la muerte.  Y lo peor es que me dice que es por mi bien, que lo hago voluntariamente.  Pero, tendría que firmar un papelito deslindando  la responsabilidad de la autoridad por cualquier “incidente”.  

No, mejor no vacuno.  Aunque me regale un lingote de oro, porque mi vida vale más que eso.  Que no me tome el pelo con engaño.

Referencia: www.huffingtonpost.es

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments